Otros viajes

Bandera

Grecia 2001

23 de junio, Atenas 5 de julio, Gerolimenas
24 de junio, Atenas 6 de julio, Vacia, Kita, Kardamili, Megalopolis, Karitena
25 de junio, Heraklión 7 de julio, Basas, Pyrgo
26 de junio, Réthimo, Spili, Plakiás 8 de julio, Olimpia, Calaurita
27 de junio, Samaria, Preveli, Agia Ganili 9 de julio, Diacopto, Kastria, Itea
28 de junio, Matala, Ierápetra 10 de julio, Delfos, Calambaca, Meteoras
29 de junio, Bei, Paleocastro 11 de julio, Meteoras
30 de junio, Itanos, Pahía Amós 12 de julio, Kamena Voúrla
1 de julio, Malia, Cnosos 13 de julio, Atenas
2 de julio, Atenas, Micenas 14 de julio, Atenas
3 de julio, Micenas, Nauplio 15 de julio, Atenas
4 de julio, Mistra, Esparta


26 de junio, martes

   A las once alquilamos un Fiat Punto.
   Después de unas vueltas por un entretenido mercadillo y comprar una toalla para la playa, nos dirigimos hacia Réthimo. Una vez allí visitamos la parte vieja, que no tiene gran cosa, a excepción de la muralla que fortificaba antiguamente la ciudad. De nuevo el calor golpea fuerte.
   Saboreamos la mousaka en una terraza del Kyria Maria, las mesas están colocadas en una calle estrecha y afortunadamente corre algo de aire.
Caños de Spili
   El parque municipal de la ciudad contiene un pequeño zoo con avestruces, patos y una pareja de monos. Todos de lamentable aspecto. Es la primera vez que veo el pene de un avestruz y me ha dejado impresionado por su tamaño, todo rojito y curvado, los tipos lo sacan para que salgan las heces, después, a guardar de nuevo.
   Callejeando cerca del puerto veneciano se nos ocurre adquirir una navaja, así podemos partir la fruta que de vez en cuando compramos en los mercados ya que estamos acostumbrados a devorar más fruta que la que generalmente se suele comer en una cena en un restaurante. El dueño de la tienda ha estado en Barcelona y le gustó mucho. Nos mercamos una "Made in Albacete".
   De Réthimo viajamos hasta Spili, ya en el interior. Es un pueblecito cuya mayor atracción son los caños venecianos de agua que brotan de múltiples cabezas de león. El agua fresca de los caños se agradece.
   Nos alojamos en una domatia de Plakiás, una tranquila población turística de cien habitantes. La playa es larga y en forma de herradura, magnífica, si no fuera porque es de piedras.

Copyright © 2001 - MRB

La propiedad intelectual de los textos me pertenece, por lo que está prohibida su reproducción total o parcial sin mi expresa autorización.