Otros viajes

República del Ecuador 2004

18 de junio, Guayaquil 29 de junio, Cuenca
19 de junio, Guayaquil 30 de junio, Gualaceo, Chordeleg
20 de junio, Galápagos, Puerto Ayora 1 de julio, Ingapirca, San Pedro de Alausí
21 de junio, Galápagos, Seymour Norte 2 de julio, Nariz del Diablo, Riobamba, Baños
22 de junio, Galápagos, Genovesa 3 de julio, Paillon del Diablo, Puyo, Baños
23 de junio, Galápagos, La Española, San Cristobal 4 de julio, Salasaka, Quito
24 de junio, Galápagos, Santa Cruz, Bartolomé 5 de julio, Quito, Otavalo
25 de junio, Galápagos, Fernandina 6 de julio, Quito
26 de junio, Galápagos, Santiago 7 de julio, Quito, Quevedo
27 de junio, Galápagos, Puerto Ayora, 8 de julio, Guayaquil
28 de junio, Galápagos, Bachas, Guayaquil 9 de julio, Guayaquil
10 de julio, Guayaquil

4 de julio, domingo

    Mientras voy descubriendo las bandejas del bufé me cruzo con una chica que viste una curiosa combinación: bufanda, sandalias y minifalda. Para nosotros, el tiempo en la Sierra —así le llaman aquí a la región interandina— resulta un poco desconcertante por lo cambiante, aunque nada extremo. Baños se encuentra a una altitud de 1820 msnm y como además estamos en invierno pensarás que hace frío, pues olvídate: julio es el mes más frío, sin embargo, la media es de dieciséis con cinco grados y noviembre es el más caluroso, con dieciocho grados. Ni mucho frío, ni mucho calor, ni demasiada lluvia ni tampoco sequía, —la precipitación anual ronda los 1600 mm—. Suena a ciudad candidata al mejor clima del mundo. Una camiseta y una chamarra es suficiente para hacer frente a las variaciones de temperatura del día. En Galápagos y en la Sierra, la camiseta polar ha sido nuestra habitual compañera, abriga y no pesa nada.
    Baños nos despide con una fina lluvia —junio es el mes más lluvioso del año—. A las nueve y media ya hay bastante gente por la calle.
    Camino de San Francisco de Quito, paramos en Salasaka (2900 msnm), cuyos habitantes son de origen aymara. Se cree que fueron desplazados forzosamente desde Bolivia hasta aquí por los incas, cosa que hacían con frecuencia con las tribus rebeldes a su imperio. Su idioma es el runa shimi y pertenecen a la nacionalidad kichwa, muy rica en costumbres, tradiciones y leyendas. Sus fiestas se celebran de acuerdo con el calendario Inca, basado en el ciclo de la luna. Sus tapices tienen una personalidad propia, diferentes a otras comunidades indígenas.

Entierro en Salasaka

    Una vez en Quito, visitamos los hoteles Real Audiencia y San Francisco de Quito, ambos en la zona colonial, y nos decidimos por este último. De aquí, nos trasladamos al restaurante La Jaiba Mariscos, en la ciudad moderna. La comida es solo pasable.
    Nuestro chofer es supergracioso, parece que considera poco menos que milagroso que nos Orientemos con tanta facilidad en cada ciudad que visitamos. A veces dudo que conozca la existencia de los mapas, y menos de las guías turísticas. Como una de sus hijas vive aquí prescindimos de sus servicios hasta el martes.
    Recorremos el parque El Ejido, donde los artistas locales exponen sus pinturas y también hay un pequeño mercado indígena de artesanías con puestos ambulantes.
    La iluminación nocturna de la plaza de San Francisco está diseñada con mucho gusto. Entramos en la iglesia de San Francisco, donde están oficiando misa. Cuando se termina, el cura pide voluntarios para limpiar la iglesia. Rápidamente, los hombres levantan los bancos en vertical y un ejército de mujeres con escobas barren el suelo. En pocos minutos limpian toda la iglesia y me quedo asombrado de la cantidad de basura recogida, hay botellas de refrescos, envoltorios de chucherías, chicles, etc. No sé si está cantidad de basura corresponde a una semana o a todo un mes. Pregunto a una de las señoras que limpia y me responde, con cara de ofendida, que es del día.
    Regresamos al hotel cuando ya hay muy poca gente por la calle.

Copyright © 2004 - MRB

La propiedad intelectual del texto me pertenece. Está prohibido, por tanto, su utilización sin mi expresa autorización.